Archivos de la categoría ‘Información’

TRASFONDO DE LOS PACTOS DIVINOS:

¿QUÉ ES UN PACTO?

Un pacto es un vínculo de sangre administrado soberanamente. Al decir que es un vínculo de sangre, es lo mismo que decir de vida o muerte.

Vínculo

El pacto siempre establece una relación entre dos partes. Es un vínculo o una unión. En el caso del pacto divino, siempre es establecido mediante una declaración verbal. Dios mismo declara la base de su relación con su creación, comprometiéndose por gracia con sus criaturas mediante un pacto que él mismo establece. En estos casos, las dos partes del pacto son el Creador y algún representante de sus criaturas.

Voto

El voto puede ser verbal o un acto simbólico, como ofrecer un regalo, compartir comida, levantar un monumento, rociar la sangre de algún sacrificio, ofrecer un sacrificio, o dividir animales. En el caso del pacto entre Dios y Abraham, en el siguiente artículo, este último es el voto que Dios escoge para establecer su pacto con el padre de la fe, aunque lo hace con un giro notable. Por medio del pacto, ambas partes quedan comprometidas una con la otra.

De Sangre (En Sangre)

El pacto divino tiene implicaciones de vida o muerte. De hecho, el lenguaje utilizado en el Nuevo Testamento es literalmente “cortar un pacto”, incluso a veces aparece sólo “cortar” y se sobreentiende que se refiere a un pacto. Se entiende, entonces, que conlleva una relación directa con la sangre.

El pacto divino continúa vigente aún más allá de las personas que se encontraban vivas en el momento del corte. (Dt. 7:9) Una vez establecida la relación, nada sino el derramamiento de sangre puede librar las obligaciones incurridas en el caso de que se viole el pacto. En otras palabras, en caso de que el pacto sea roto por alguna de las partes, solo el derramamiento de sangre podrá  remediarlo.

De esta manera, la muerte aparece de dos formas en un pacto: Al principio, de manera simbólica, anticipando una posible violación. Luego, cuando una parte ha violado el pacto experimenta la muerte como consecuencia del compromiso hecho. En el caso del pacto hecho entre Dios y la humanidad, los hombres rompimos el pacto, y debíamos pagar con nuestras vidas. Es en este contexto que la sustitución de Cristo se vuelve esencial, pues murió en lugar de los que violaron el pacto.

En otras palabras, el hombre rompió el pacto, y como consecuencia debía morir. Cristo tomó sobre sí la maldición del pacto, y murió en lugar del pecador. Por esto Cristo habla del nuevo pacto establecido en su sangre.

Administrado Soberanamente

El pacto establecido por Dios en la Escritura tiene un carácter soberano. Quiere decir que es unilateral, Dios lo administra, y por ende no se puede negociar, ni regatear, ni contraer. El Dios soberano dicta las condiciones del pacto.

Este fragmento contiene un resumen basado en el libro “The Christ of the Covenants” por O. Palmer Robertson.

Reconciliados

Publicado: julio 28, 2010 en Libros

Gran parte del estudio de Génesis, capítulos 1, 2 y 3, se encuentra más detallado en el libro Reconciliados escrito por Guillermo Green. Para más información pueden visitar la página de CLIR (Ver Recursos Teológicos).